El Clásico, del infierno al cielo

clasicologo.jpg

El Clásico mundial de béisbol ha sido un éxito, pocas podrían ser las
personas que aun puedan creer que tiene algo de fracaso en alguna parte. Si
bien uno puede pedir más cosas, pues el interés y el seguimiento que ha
generado, ha sorprendido a mucha gente que creo incluye a los propios
organizadores.

 

Pues sí, mucha gente criticó el evento, por las deserciones de muchas de
las mas grandes estrellas del béisbol, pero la entrega con la que han jugado los
que si dieron la cara por sus 
respectivos países, han suplido en exceso las faltas de los que no
fueron, sino les dejo el caso de la selección de Venezuela, el picheo ha
respondido y esa es otra sorpresa para todos los entendidos, incluyéndome.

 Es que las faltas de Carlos Zambrano, Johan Santana, Aníbal Sánchez, Juan
Rincón y  Francisco Buttó, entre otros,
no ha sido una piedra de tranca  para
este equipo de Sojo que está entre los cuatro mejores del mundo, gracias,
precisamente a su staff de lanzadores. La cosa es que el equipo de las ocho
estrellas ha lanzado pelota de 11 carreras en sus seis victorias en el torneo,
por supuesto sacando las 15 carreras recibidas ente los Estados Unidos en su
única derrota, miren bien los números, porque el equipo venezolano ha tenido
menos de dos de efectividad cuando ganan y lo han hecho seis de siete
oportunidades.

 Eso no es lo único increíble en la actuación del staff de lanzadores de la
vinotinto, sino que en el camino han propinado un par de blanqueos, que no son fáciles
de lograr, con las restricciones de innings impuestas por los organizadores.

 El equipo japonés ha sido totalmente hermético en su pitcheo, mostrando al
mundo una serie de diferencias en relación a la forma en laque concebimos el
juego en esta parte del mundo, sus lanzadores basan su pitcheo en la repetición
constante de sus mejores armas, casi todos los lanzadores poseen una recta de
dedos separados bien desarrollada como parte de su repertorio. Por otra parte
el control que han mostrado es digno de ser scauteado por los equipos de las
mayores, realmente es muy difícil que se logre que todo un staff de lanzadores
tenga esa importante arma de su lado.

 En relación a la forma en la que conciben el bateo es algo de resaltar la
forma en la que casi todos sus bateadores abandonan en esquema de tratar de
batear con poder que nos enseñan desde muy jóvenes, en el que el pie de apoyo
no debe moverse para poder ejercer mayor fuerza en el swing. Pues los nipones
caminan mientras hacen el swing, con lo que pierden fortaleza, pero lo que
permite acercarse a la pelota mejorando la visión de esta, con lo que mejora el
contacto, en resumen sacrifican los jonrones por los hits, lo que funciona si
tus lanzadores están tan bien como han estado hasta ahora.

 Cambiemos a los coreanos, que juegan un béisbol más parecido al visto en
las mayores, pero con la ventaja de ser un enigma para el resto de los equipos,
ellos tienen acceso al béisbol de grandes ligas, por el satélite, mientras que
muy pocos son los que conocen a sus jugadores y sobre todo a los lanzadores,
recuerden que cuando los equipos no se conocen la ventaja la poseen los
lanzadores, el béisbol es el único deporte en el que el equipo ala ofensiva no
tiene la pelota.

 Por el otro lado están las extrañas lesiones del equipo de los Estados
Unidos, un equipo con una profundidad envidiable, que la visto como Dustin
Pedroia, Matt Lindstrom, Ryan Braun, Chipper Jones y Kevin Youkilis se tuvieron
que ir del seleccionados aquejados por múltiples lesiones, ¿Cuál será la causa?
Muchos periodistas en toda la unión americana han hablado del poco tiempo de
entrenamiento, etc. Mala excusa, puesto que el resto juega con las mismas
condiciones y no presenta los mismos problemas.

 Estamos ante un bebé que se niega a morir, muchos la auguraron porco tiempo
de vida, pero recordemos que los mundiales de fútbol arrancaron con sendos
boicots, en sus tres primeras ediciones y sin duda que fueron mucho menos
representativos que lo que es este Clásico Mundial, que está muy lejos de ser
perfecto, pero es perfectible, mientras haya la voluntad de todos para
mejorarlo. 

Beisbologo

Broderick Zerpa es un periodista deportivo y locutor venezolano (Caracas, 2 de octubre 1967) conocido como Beisbologo; tiene una dilatada experiencia en la cobertura de béisbol, fútbol y boxeo por más de 25 años. Trabajó en La Voz de Carabobo en Venezuela haciendo la previa de los partidos de los Navegantes del Magallanes. Por 11 años trabajó en Univisión Radio de costa a costa en Estados Unidos, en diversos programas de deportes y fue comentarista/narrador de MLB y Boxeo, fue Jefe de Deportes del Diario las Américas. Terra.com y el semanario El Venezolano y actualmente es el Director de Deportes de Actualidad Radio donde tiene dos programas “Dos Caras y Una Historia” y “Deportes en Grande”.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: